¿En qué casos debo reportar un incidente a Drivy?

Al final de un alquiler, es posible que notes señales de desgaste o daños en el vehículo que antes no estaban.

Vamos a asegurarnos de que recibes una compensación por los daños, pero recuerda que los daños y el desgaste natural del coche no es lo mismo. Aquí te dejamos una guía para poder diferenciar el desgaste normal del coche de los daños:

Los daños son un deterioro causado por un incidente, como un golpe, un rasguño, o un accidente con un tercero. En este caso, como propietario, tienes derecho a una compensación. Puedes solucionarlo de manera amistosa con el conductor o bien reportar un incidente a Drivy.

El desgaste natural derivado del uso correcto del vehículo es un factor totalmente normal cuando se alquila un coche. El propietario no puede recibir una compensación por el desgaste natural del interior o exterior de su vehículo.

Echemos un vistazo a los diferentes escenarios:

Arañazos y rasguños

Desgaste: Pequeños arañazos o rasguños en la pintura, de menos de 1,8 cm de diámetro (el tamaño de una moneda de 1 céntimo), siempre y cuando no se vea el metal que hay debajo de la pintura.

Ejemplo: La gravilla choca contra la parte inferior de la puerta del conductor y deja rasguños en un par de sitios, siendo cada rasguño más pequeño que una moneda de 1 céntimo. Este caso se consideraría desgaste.

Daño: Arañazos superiores a 1,8 cm de diámetro, en las que ha saltado la pintura y se ve el metal.

Abolladuras

Desgaste: Abolladuras inferiores a 1 cm de diámetro, sin que se haya rayado la pintura, hasta un máximo de 2 abolladuras en la carrocería.

Ejemplo: Cuando hay 2 abolladuras de menos de 1 cm en el techo del coche y la pintura no está rayada hablamos de un desgaste natural.

Daño: Abolladuras mayores a 1 cm de diámetro, con pintura rayada independientemente de la parte del coche en la que se encuentre.

Rayadas

Desgaste: Se aceptan rayadas de hasta 2,5 cm de diámetro sin incluir si se ve el metal.

Ejemplo: Cuando hay una rayada de 2 cm de diámetro que no se puede percibir con la uña, entraría en la categoría de desgaste.

Daño: No son aceptables las rayadas que miden más de 2,5 cm y que se pueden notar con la uña (esto significa que se ha desprendido la capa superior de pintura).

Vidrio y visión

Desgaste: Los micro arañazos en cualquier vidrio que no afecten el campo de visión son aceptables.

Ejemplo: Micro rasguños en el faro izquierdo delantero, pero sin ninguna grieta y sin estar el faro afectado serían considerados desgaste.

Daño: Cualquier daño, grieta o agujero en cualquier vidrio que afecte al campo de visión (por ejemplo en el parabrisas).

Llantas y tapacubos:

Desgaste: Cualquier arañazo o rasguño inferior a 2,5 cm de diámetro, siempre y cuando el tapacubos o las llantas no se vean agrietados.

Ejemplo: Cuando hay un rasguño que mide menos de 2,5 cm en uno de los tapacubos pero este no está rajado ni roto.

Daño: Cualquier arañazo o rasguño mayor a 2,5 cm o un tapacubos o llanta rotos.

Interior del vehículo

Desgaste: Cualquier deterioro que mida menos de 2,5 cm, sin incluir roturas, arañazos profundos, agujeros, abolladuras ni marcas de quemadura.

Ejemplo: Si hay una pequeña marca en la guantera que mide 2 cm de largo pero en la que el plástico no está raspado, se consideraría desgaste.

Daño: Rotura de una parte interna o rasguños profundos, agujeros, abolladuras o marcas de quemaduras.

¿Te ha sido útil el artículo?

No hay resultados