¿Cómo funciona el proceso de alquiler con Drivy Open?

1. Solicitud de alquiler

Como en los alquileres clásicos, siempre puedes aceptar o rechazar las solicitudes de alquiler. Lo único que debes comprobar es si el conductor tiene un smartphone con conexión a internet. Si no es así, puedes rechazar el alquiler, o aceptarlo y hacerlo con el contrato clásico, cambiándolo antes en Tus Alquileres.

2. Preparación para el alquiler

Una vez aceptes un alquiler, ve a Tus alquileres > Clica en el alquiler > Gestiona tus alquileres Drivy Open > Activar la franja horaria de acceso. Indica la franja horaria en la que permites al conductor abrir tu coche. Si no lo haces, el conductor no podrá hacer nada.

3. Inicio del alquiler

El conductor puede tener acceso a la ubicación del vehículo 1 hora antes del inicio del alquiler. Una vez está delante del vehículo, debe verificar que las condiciones del mismo son las mismas que indican las fotografías. Si todo está correcto, puede abrir el vehículo con su smartphone. Una vez hecho esto, puede coger las llaves, indicar los kilómetros recorridos y el nivel de carburante, y ¡listos! En ese momento recibes un email con el contrato de inicio del alquiler. Durante el alquiler, el conductor utiliza el vehículo de manera habitual (es decir, con las llaves).

4. Fin del alquiler

El conductor debe hacer fotografías de los 8 ángulos del vehículo e indicar el nivel de carburante y los kilómetros recorridos. A continuación, deja las llaves dentro del vehículo y cierra el coche con su smartphone. En ese momento, recibes un email con el contrato de fin de alquiler. Puedes también hacer una solicitud a Drivy si es necesario hacer ajustes de kilometraje o carburante. Una vez el alquiler se ha acabado, puedes geolocalizar tu coche con tu smartphone. Cuando vayas a buscarlo, lo podrás abrir con tu smartphone y coger las llaves (estarán en el bolsillo Drivy). A partir de ese momento, puedes utilizar tu coche de manera habitual.

¿Te ha sido útil el artículo?

No hay resultados